¿Qué causa el trastorno límite de la personalidad?

¿Qué causa el trastorno límite de la personalidad?

Más del 71% de los pacientes con TLP han experimentado algún tipo de trauma. La genética y la biología también pueden ser factores que causan TLP.

El trastorno límite de la personalidad (TLP) es una condición de salud mental caracterizada por patrones de cambios de humor, emociones fuertes y desconexión sensorial (también conocida como separación).

El TLP es uno de los trastornos de personalidad más comunes. Se cree que alrededor del 1-3% de las personas tienen TLP.

Si tiene TLP, es normal sentirse inseguro sobre su papel en el mundo y la forma en que se ve a sí mismo. El miedo a ser abandonado y los sentimientos de vacío también son comunes.

Aunque la causa del TLP no se comprende completamente, se cree que una combinación de factores ambientales, genéticos y relacionados con el cerebro puede aumentar las posibilidades de que una persona desarrolle TLP.

Causas ambientales de BPD

Las malas experiencias de la vida, como el abuso infantil, la negligencia o cualquier cosa que cause miedo y dolor a largo plazo, parecen jugar un papel clave en la causa del TLP.

De hecho, algunos expertos han sugerido que el TLP es una condición del neurodesarrollo que resulta de una respuesta inadaptada al trauma y al estrés (reacciones que dificultan la adaptación).

Según un análisis de la literatura, las personas con TLP tienen 13 veces más probabilidades de reportar un trauma infantil que las personas sin TLP. En comparación con otros trastornos de la personalidad, trastornos del estado de ánimo o enfermedades mentales, el trauma infantil también es más probable que esté relacionado con el TLP.

Entre más de 5.000 personas, el 71,1% de los pacientes con TLP tienen al menos una experiencia infantil traumática.

Los pacientes con TLP también han informado eventos y experiencias infantiles similares, que incluyen:

  • Negligencia física (48,9%)
  • Abuso emocional (42,5%)
  • Maltrato físico (36,4%)
  • Abuso sexual (32,1%)
  • Descuido emocional (25,3%)

El estrés en la vida temprana también puede dificultar el desarrollo de ciertas áreas del cerebro. A su vez, esto puede ocasionar más dificultades:

  • saber
  • emocionalmente estable
  • Habilidades de afrontamiento
  • Control de los impulsos
  • capacidad de comunicación

Incluso si no ha experimentado abuso infantil, algunos métodos de crianza, especialmente los métodos duros o ineficaces, pueden aumentar sus posibilidades de desarrollar TLP.

Cuando estos estilos de crianza se mezclan con factores genéticos como el temperamento, puede significar que una persona tiene más probabilidades de sufrir TLP.

Causas genéticas del TLP

El TLP parece tener un fuerte componente genético y tiende a ser hereditario. Esto significa que las personas con TLP pueden tener más probabilidades de tener ciertas características de temperamento.

Algunas de las características asociadas con el TLP incluyen:

  • Tendencia a buscar nuevas experiencias
  • Menos autodirigido
  • Es más probable que quiera evitar el daño.
  • Cooperación de bajo nivel

Tener un familiar cercano, como un padre o un hermano, que tenga TLP también aumentará sus probabilidades de desarrollar esta enfermedad.

En un estudio anterior de familias gemelas, los investigadores investigaron las raíces genéticas del TLP. Este estudio que involucró a 711 pares de gemelos y 561 padres encontró que el material genético en el “cromosoma 9” tiene la mayor asociación con el TLP.

Los investigadores dijeron que los hallazgos de este estudio ayudarán a aprender más sobre las causas genéticas del TLP. Estos hallazgos también ayudan a crear mejores formas de ayudar a las personas a controlar el TLP.

En otro estudio, los investigadores investigaron qué partes del TLP pueden heredarse y si el género afecta la probabilidad de TLP.

El estudio encontró que en tres países, el 42% de los signos y síntomas de TLP pueden atribuirse a causas genéticas. Al mismo tiempo, el 58% están relacionados con factores ambientales.

No hay mucha diferencia entre hombres y mujeres en la forma en que el TLP se transmite a través de los genes. En general, los jóvenes parecen mostrar más signos de TLP que las personas mayores.

TLP en el cerebro

Muchos estudios han relacionado ciertas diferencias cerebrales con el TLP. Estas diferencias involucran la estructura del cerebro y cómo funciona.

La parte del cerebro relacionada con el control de los impulsos y las emociones puede estar estrechamente relacionada con el TLP.

Por ejemplo, los estudios han demostrado que ciertas partes del cerebro de las personas con TLP son más pequeñas, entre ellas:

  • Hipocampo
  • Amígdala
  • Lóbulo temporal medial

Estas partes del cerebro son especialmente importantes para controlar el estrés y las emociones.

Los estudios también han demostrado que las personas con TLP tienen niveles más altos de cortisol (también conocida como la hormona del estrés). El principal estrés de la vida puede ser la causa: muchos pacientes con TLP tienen antecedentes de trauma infantil.

Los métodos de crianza críticos que causan ansiedad y estrés también pueden causar TLP de manera similar.

El abuso infantil puede provocar cambios a largo plazo en el cerebro. Algunos de estos cambios involucran hiperestimulación del eje hipotálamo-pituitario o HPA (hipotálamo, glándulas pituitarias y suprarrenales).

Cuando su HPA está siempre “encendido”, libera demasiado cortisol. El cortisol adicional puede causar una respuesta al estrés, que se parece mucho a muchos de los patrones de comportamiento del TLP.

El TLP también puede estar relacionado con desequilibrios químicos en el cerebro. Por ejemplo, el desequilibrio de los neurotransmisores serotonina y dopamina puede afectar el estado de ánimo y la salud física de muchas formas.

Diagnóstico de TLP

Si cree que puede tener síntomas de TLP u otras enfermedades, es posible que desee hablar primero con un profesional de la salud mental.

Para asegurarse de obtener el diagnóstico correcto, el médico puede:

  • Hacerle una serie de preguntas sobre sus síntomas.
  • Hágase un examen físico para descartar otras causas
  • Ver su historial familiar, médico y de salud mental

El TLP puede ser difícil de diagnosticar. Puede ocurrir al mismo tiempo que otras enfermedades y tener síntomas similares a los de otras afecciones de salud mental.

Por ejemplo, las personas con TLP también pueden tener los siguientes síntomas:

  • Frustrado
  • Desorden bipolar
  • ansiedad
  • Desorden alimenticio

Según el Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales (DSM-5), algunos de los principales signos y síntomas del TLP incluyen:

  • Miedo a ser abandonado por familiares.
  • En las relaciones interpersonales, el patrón de mirarse alternativamente con sentimientos fuertes como el amor o el odio.
  • Dificultad para formar un sentido seguro de sí mismo o identidad.
  • Comportamiento impulsivo que puede causar daño.
  • Pensamientos o comportamientos de autolesión o suicidio.
  • Depresión, ansiedad o irritabilidad que duran desde varias horas hasta varios días.
  • Una sensación de vacío que no desaparecerá
  • Ira fuerte o ira que se siente incontrolable
  • Separación (sentirse fuera de contacto con usted mismo y su entorno) o episodios psicóticos o paranoia

Los pacientes con TLP también son más propensos a tener pensamientos suicidas. Hasta un 69-80% de las personas que reciben tratamiento psiquiátrico para el TLP informan tener pensamientos suicidas.

En otro estudio de personas con diferentes diagnósticos en la atención hospitalaria, las personas con TLP tenían mayor ideación suicida que las personas con otras afecciones de salud mental.

Si tiene un diagnóstico de TLP, el tratamiento es uno de los tratamientos más recomendados. El tratamiento del TLP se puede realizar individualmente o en grupos pequeños.

La terapia de grupo es especialmente útil para las personas con TLP porque puede ayudar a desarrollar la amistad y la confianza.

Obtenga ayuda de BPD

Dado que el TLP es un trastorno de la personalidad, se considera una enfermedad de por vida. Pero las terapias más recientes basadas en evidencia están ayudando a muchos pacientes con TLP a controlar sus síntomas y mejorar su bienestar.

El primer paso (y el más importante) es buscar apoyo. El terapeuta puede ayudarlo a usted oa su amado paciente con TLP a desentrañar patrones de pensamiento y comportamiento profundamente arraigados.

Encontrar un terapeuta que se especialice en TLP también puede ayudarlo a obtener más apoyo para satisfacer sus necesidades específicas.

Varios tratamientos comunes para el TLP incluyen la terapia conductual dialéctica (DBT) y la terapia conductual cognitiva (CBT).

DBT es un método popular para ayudar a las personas a controlar el TLP. En DBT, las personas aprenden más sobre cómo sus emociones se relacionan con lo que sucede a su alrededor. Esto ayuda a algunas personas a controlar las emociones fuertes y a prevenir comportamientos autolesivos.

Al mismo tiempo, la TCC puede ayudar a las personas a comprender cómo sus creencias fundamentales afectan la forma en que se ven a sí mismas e interactúan con los demás, y a transformar estas creencias en creencias más productivas.

Los medicamentos también pueden ayudar a aliviar ciertos síntomas, como la depresión o la ansiedad.

Además de encontrar un buen terapeuta, es posible que también desee encontrar un grupo de apoyo o un foro en línea para conectarse con otros pacientes con TLP. Puede resultar útil compartir su experiencia con personas que comprendan sus sentimientos.

Puede obtener más información sobre las opciones de tratamiento del TLP aquí.

Revisemos

El TLP es un trastorno de personalidad complejo con una serie de síntomas y posibles causas. Los factores de riesgo incluyen trauma infantil o estrés severo a largo plazo, genética y ciertas diferencias cerebrales.

Puede haber una curva de aprendizaje para controlar sus síntomas de TLP, pero existen muchos recursos y opciones de tratamiento que pueden ayudar en el proceso.

Recuerda que el blog psicologíaya.com es una pagina centrada en la recopilación de información sobre la psicología, diferentes trastornos o padecimientos. Es una pagina web 100% informativa, no remplaza en ningún sentido a un profesional. Si necesitas ayuda, por favor acude con el psicólogo o profesional mas cercano a ti. Tu salud mental o la de tu familia es importante, no lo dejes para después.

(Visited 141 times, 1 visits today)