Cómo hablar con los adolescentes sobre las drogas y el consumo de sustancias

Cómo hablar con los adolescentes sobre las drogas y el consumo de sustancias

Para los jóvenes, experimentar con sustancias puede ser riesgoso. Educar a los niños sobre las drogas y el alcohol es responsabilidad de los padres y cuidadores.

Papá hablando con hija adolescente en el sofáCompartir en PinterestMaskot / Getty Images

La adolescencia puede ser el período más interesante y de crecimiento en la vida de una persona. Sin embargo, estos años también pueden ir acompañados de fuertes presiones emocionales y sociales para adaptarse.

Para algunos niños, esto puede aumentar su sensibilidad a comportamientos peligrosos, como sustancias como drogas experimentales y alcohol.

Según los Centros para el Control de Enfermedades (CDC), el 67% de los estudiantes de 12º grado han intentado beber alcohol y casi el 20% tomó medicamentos recetados sin receta. Aproximadamente la mitad de los estudiantes de secundaria han probado la marihuana y cuatro de cada diez estudiantes de secundaria han fumado.

El uso de sustancias en la adolescencia puede afectar el crecimiento y el desarrollo, especialmente en el cerebro. Según la investigación, el uso temprano de sustancias también puede causar ciertas enfermedades en la edad adulta, como:

  • hipertensión
  • desorden del sueño
  • enfermedad del corazón
  • Trastorno persistente por consumo de sustancias.

Los padres y cuidadores son responsables de la salud general de nuestros niños. Esto incluye educar a los niños y jóvenes sobre los riesgos del uso de sustancias y la posibilidad de trastornos por uso de sustancias.

Señales de que su adolescente puede estar experimentando con la sustancia

El consumo de sustancias afecta a los jóvenes de muchas formas y algunos signos son más sutiles que otros.

Aunque estos signos comunes pueden desencadenar señales de alerta por el uso de sustancias, también pueden indicar otros posibles problemas de salud. Cuando un niño muestra estos signos, suele ser útil hablar con su médico de cabecera o pediatra para descartar otras enfermedades.

Los síntomas físicos del consumo de sustancias en los adolescentes pueden incluir:

  • Trastornos del sueño, especialmente insomnio o insomnio, seguidos de sueño excesivo
  • Ropa o higiene que se ve más desordenada de lo habitual.
  • Aumento de quejas o enfermedades relacionadas con la salud.

Los adolescentes también pueden tener signos emocionales de consumo de sustancias, como:

  • Cambios de humor y carácter
  • Irritabilidad intensa o aumentada
  • Falta de criterio
  • auto-humillación
  • Comportamiento arriesgado
  • Frustrado
  • Falta de motivación para la escuela, actividades sociales o pasatiempos y actividades extracurriculares.
  • Falta de interés en las actividades que alguna vez disfrutaron.

Los adolescentes pueden tener problemas sociales y académicos cuando intentan consumir drogas, como:

  • Romper las reglas
  • Comportamiento ilegal
  • Hacer rabona
  • fallido
  • Actitud negativa
  • Manténgase alejado de familiares y amigos.

Cuándo hablar con los niños sobre las drogas y el alcohol

La mayoría de los expertos están de acuerdo en que nunca es demasiado pronto para empezar a hablar con los niños sobre cuestiones relacionadas con el consumo de sustancias. Nunca asuma que su niño o adolescente es consciente de los peligros y riesgos del uso de sustancias, o que los trastornos por uso de sustancias nunca afectarán a su familia.

Algunos niños pueden comenzar a experimentar con las drogas y el alcohol incluso antes de la adolescencia. Iniciar una conversación temprano puede marcar la diferencia.

El comienzo de la escuela primaria suele ser una buena edad para comenzar las conversaciones con los niños sobre las drogas y el alcohol. Muchos niños de esta edad son más receptivos a la información y la orientación.

Al seguir las instrucciones correctas de tiempo y dosis, puede ser útil abordar primero la seguridad de los medicamentos conocidos (como los medicamentos para el resfriado o las alergias). Luego, explique cómo estos mismos medicamentos pueden volverse dañinos si toma demasiado o de manera inapropiada.

Haga hincapié en la seriedad del consumo de sustancias sin asustar a su hijo. Esta suele ser la forma más eficaz de empezar a enseñarles sobre las sustancias. Recuérdeles que han establecido reglas para proteger su seguridad. Esta es también una lección importante en la conversación sobre las drogas y el alcohol.

Hable con su hijo adolescente sobre el consumo de sustancias

Hablar con los adolescentes sobre el consumo de drogas y los posibles riesgos es fundamental para encaminarlos hacia una adultez saludable.

Cuando necesite hablar con su hijo sobre problemas con el uso de sustancias, puede ser útil comenzar la conversación reafirmando su amor por ellos. Hágales saber que está preocupado porque los ama y se preocupa por ellos.

Si expresas enojo y miedo por las drogas o experimentos que puedan usar, recuérdales que esto se debe a que los amas y su felicidad es importante.

Es importante mantener la calma y escuchar activamente las opiniones de su hijo. Si le dice que ha probado o probado una sustancia, es posible que desee analizar las posibles razones detrás de su elección.

Asegúreles que, en todo caso, son:

  • Presta atencion a
  • Talentoso
  • inteligente
  • Importante para mucha gente

Fortalecer las reglas y leyes que deben seguirse puede ayudar a recordarles a sus adolescentes que el uso de menores o de drogas ilegales puede tener consecuencias legales graves.

Un entorno estresante o la presión de los compañeros pueden ser un factor en el abuso de drogas de su adolescente. Ayudar a sus hijos a participar en actividades nuevas y divertidas puede ayudarlos a mantenerse alejados de cualquier incentivo potencial por el uso de sustancias.

Considere buscar el apoyo de su familia. Si cree que su hijo y su familia son necesarios, los consejeros y terapeutas escolares también pueden brindar apoyo y orientación adicionales sobre posibles planes de uso de drogas.

Explicar la adicción de los adolescentes.

Hablar sobre los trastornos por uso de sustancias con los jóvenes es un paso importante en una discusión integral sobre el uso de sustancias. A medida que los niños crecen y adquieren más independencia en sus decisiones, comprender los riesgos y peligros asociados con el consumo repetido de alcohol y drogas puede ayudarlos a tomar decisiones saludables.

La honestidad y la precisión pueden ser la clave para hablar sobre los trastornos por uso de sustancias con los jóvenes. Explicar el trastorno por uso de sustancias como una condición de salud mental puede ser el mejor punto de partida.

Puede describirle a su hijo que el trastorno por uso de sustancias se manifiesta a través de los siguientes ciclos obsesivos:

  • remuneración
  • motivación
  • memoria

Las personas con esta afección pueden presentar:

  • Comportamiento impulsivo
  • Falta de autocontrol
  • Mayor deseo de material.

Las personas con trastornos por consumo de sustancias pueden tener cada vez más dificultades para manejar la vida diaria sin participar en el consumo de sustancias.

Es importante que su hijo sepa que las personas con trastornos por uso de sustancias pueden volverse físicamente dependientes de sustancias como las drogas y el alcohol. Con el tiempo, esto puede conducir a un mayor consumo de sustancias, lo que puede ser peligroso y, en algunos casos, puede provocar una sobredosis e incluso la muerte.

Puede ser beneficioso fortalecer los posibles efectos a largo plazo de los trastornos por uso de sustancias, que pueden aumentar la gravedad y causar graves complicaciones de salud.

Analice cómo los trastornos por uso de sustancias pueden tener otros efectos negativos en la vida de una persona, que incluyen:

  • Presión financiera
  • Problemas interpersonales, incluidos familiares y amigos.
  • Consecuencias del trabajo, incluido el desempleo

Consigue ayuda

Los adolescentes pueden comenzar a consumir sustancias por diversas razones. Comprender la motivación de su hijo para probar drogas o alcohol es un punto de partida útil para encontrar soluciones.

Si su adolescente consume sustancias, no está solo. La ayuda para el uso de sustancias de los jóvenes está ahí.

Una conversación abierta y tranquila con su hijo adolescente sobre el consumo de drogas suele ser el mejor lugar para comenzar. Sin embargo, es común que algunos niños en este grupo de edad se muestren reacios a abrirse con sus padres y cuidadores sobre temas difíciles.

Si nota síntomas físicos de consumo de sustancias por parte de los adolescentes, es mejor hablar primero con su médico de cabecera o pediatra para descartar otros problemas de salud.

Hablar con el consejero escolar o el terapeuta juvenil de su hijo que se especializa en problemas de juventud y abuso de sustancias también puede ser un gran recurso para su hijo.

El terapeuta puede ayudar a su hijo a:

  • Comprender las razones detrás de su consumo de sustancias.
  • Obtenga más información sobre los riesgos y peligros de convertirse en trastornos por uso de sustancias.
  • Encuentre una solución para administrar los desencadenantes
  • Conéctese con grupos de apoyo o programas de rehabilitación orientados a los jóvenes.

Próximo paso

Hable con sus hijos con franqueza y calma, y ​​no los asuste. Esto tendrá un gran impacto en los niños de todas las edades en la educación sobre el abuso de drogas. Las primeras conversaciones pueden proporcionar a los niños conocimientos para que puedan tomar las mejores decisiones sobre el consumo de drogas a medida que crecen.

Aunque hablar con su hijo adolescente sobre el abuso de sustancias puede resultar abrumador y aterrador al principio, usted y su familia no están solos.

El podcast “¿Qué pasa si su hijo tiene un problema con las drogas?”, Presentado por el psicólogo Tim Portinga, PsyD., Y el blog de Drogas y Salud del Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas pueden ser recursos útiles.

Si encuentra signos de consumo de drogas en un adolescente, es posible que primero deba consultar a su médico de cabecera o pediatra para descartar otros problemas de salud. Su pediatra también puede brindarle información sobre el uso de drogas en los adolescentes y los posibles pasos siguientes para obtener ayuda, como la derivación de un terapeuta.

La intervención y el tratamiento tempranos son importantes para prevenir los trastornos por uso de sustancias en los adolescentes.

Los consejeros escolares también pueden proporcionar recursos de apoyo. Ponerse en contacto con un terapeuta juvenil que se especialice en la juventud y el abuso de sustancias puede ayudar a su joven a resolver este problema. Los grupos de apoyo y los programas de rehabilitación para jóvenes también pueden ayudar a su hijo.

Si está buscando apoyo para usted o su hijo, visite la guía de Psych Central para buscar ayuda de salud mental.

Recuerda que el blog psicologíaya.com es una pagina centrada en la recopilación de información sobre la psicología, diferentes trastornos o padecimientos. Es una pagina web 100% informativa, no remplaza en ningún sentido a un profesional. Si necesitas ayuda, por favor acude con el psicólogo o profesional mas cercano a ti. Tu salud mental o la de tu familia es importante, no lo dejes para después.

(Visited 72 times, 1 visits today)